Los 3 monumentos imprescindibles que no debes perderte en Andorra la Vella

Iglesia de Sant Esteve

Andorra la Vella es una ciudad llena de encantos, tantos que, si uno no se organiza un poco, el tiempo de nuestro viaje se pasará volando y sin que tengamos margen para hacer las cosas que, de verdad, merecen la pena. Desde Hotels Plaza Andorra lo sabemos bien: dos de nuestros mejores hoteles están en Andorra la Vella –Hotel Holiday Inn Andorra y Hotel Plaza– y nuestros huéspedes a menudo nos piden orientación acerca de qué es lo que sí o sí han de ver en esta preciosa capital. Para ponértelo fácil a ti también, toma nota de los 3 monumentos imprescindibles que tienes que visitar en Andorra la Vella.

  • La Iglesia de Sant Esteve.- Imposible evitar tropezarse con ella en cualquier paseo por el centro de Andorra la Vella. Es el símbolo de la ciudad y está ubicada en pleno corazón histórico del barrio de Sant Esteve -al que da nombre-, en la emblemática plaza Príncep Benlloch. Sus raíces románicas se combinan con otros estilos que se fueron añadiendo a su imagen con el paso de los años y las diferentes necesidades de restauración que ha tenido el templo. Algunos de sus murales ya no se pueden disfrutar en ella, pues fueron trasladados al Museo Nacional de Arte de Cataluña para garantizar mejor su conservación. Aún así, su visita impone: verás unos magníficos retablos pictóricos de estilo barroco, su ábside románica, el campanario, sus arcos, las puertas, el altar…
  • La Casa de la Vall.- Se trata de uno de los edificios más representativos del patrimonio histórico de Andorra. Durante años fue el Parlamento de Andorra (Consejo General) aunque en su origen -datado en 1580-, en realidad, fue la vivienda de una de las principales familias de esta zona del Pirineo (la gran familia Busquets). Sede del Tribunal de Cortes, sus diferentes estancias han tenido diversas funciones, generalmente vinculadas a la gestión y administración estatal, destacando la Sala de los Pasos Perdidos, la capilla de San Ermengol y la sala en la que se redactó la Constitución de Andorra en 1993. Uno de sus principales atractivos es el Armario de 7 Llaves, que es donde se guardan documentos históricos del Principado. Los jardines también son un plan ideal para recorrer paseando y disfrutando de sus esculturas y recovecos. Se pueden reservar visitas guiadas. Encontrarás más información en la página de Turismo de Andorra.
  • La Iglesia de Santa Coloma.- Lo hemos dejado para el final pero es uno de los templos más bonitos que encontrarás en tu escapada a Andorra la Vella. Está ubicado en el barrio de Santa Coloma, justo en pleno valle, entre el centro de la capital y la localidad de San Julián. Destaca por ser un edificio del siglo XI envuelto en un marco de naturaleza incomparable y con un campanario circular de más de 17 metros de alto, que compite con las montañas de su alrededor. El estilo de su arquitectura exterior e interior es indefinido ya que, a lo largo de los siglos, ha ido sufriendo muchos cambios. Sin embargo, la mayoría de los historiadores hablan de esta iglesia como muestra del prerrománico en Andorra.

 Iglesia de Santa Coloma

Descubre Andorra a tu aire, siempre con la garantía de Hotels Plaza Andorra.

Esta entrada también está disponible en: Inglés